• AOA

Teatro de las Artes de Panguipulli inaugura su nuevo edificio a orillas del lago


Fotografía de Paula Medina

Como un hito que da cuenta de los beneficios de la asociatividad público-privada fue catalogado el proyecto Teatro Educativo de las Artes de Panguipulli, que recientemente abrió sus puertas como un espacio pensado para fomentar la cultura en su entorno.


La obra se ubica en la orilla del lago Panguipulli y cuenta con cerca de 1.360 metros cuadrados, una sala de conciertos, cine digital y auditorio multiuso para más de 250 personas; además de camarines, sala de sonido e iluminación, zona de exposiciones y cafetería.


Se espera que sea un espacio multifuncional, con un diseño atractivo, donde tendrán lugar expresiones de las diversas disciplinas culturales y artísticas que se desarrollan actualmente en la zona, permitiendo fortalecer su identidad patrimonial y generando un espacio de desarrollo para la comunidad, reforzando el turismo y la cultura.


“Luego de mucho andar, inauguramos el teatro educativo de las artes de Panguipulli. No es un teatro como otros, ya que sus usuarios permanentes son niños de la región que acceden a la cultura. Esperamos que esté siempre lleno de jóvenes y niños formando su acercamiento a la música, la danza, el teatro y la pintura. También está la idea de sumar la cultura originaria en sus espacios”, comentó Tomás Villalón, arquitecto del proyecto junto a Nicolás Norero y Leonardo Quinteros.


Detalles del proyecto


La construcción se ejecutó mediante un acuerdo entre el Gobierno Regional de Los Ríos, a través de la Corporación de Desarrollo Productivo (CRDP) y la Corporación de Adelanto de Amigos de Panguipulli, además del apoyo de la Municipalidad de Panguipulli y la donación del terreno que realizó el Club de Boga 21 de Mayo.


Con una inversión total de $4.126 millones, el Gobierno Regional de Los Ríos -a través del Fondo Nacional de Desarrollo Regional- aportó $1.495 millones, los cuales se ejecutaron a través de la Corporación Regional de Desarrollo Productivo. Por parte de la Corporación de Adelanto de la comuna de Panguipulli y de aportes privados se agregaron $2.130 millones, en tanto la Municipalidad de Panguipulli sumó $500 millones.


En su origen participó también la Asociación de Oficinas de Arquitectos, que en 2017 recibió el encargo de organizar el concurso arquitectónico para el desarrollo del proyecto que se adjudicaron Tomás Villalón, Nicolás Norero y Leonardo Quinteros. El director del certamen fue el también past president de AOA, Yves Besançon y entre el jurado se contaron destacados profesionales como Enrique Browne y Juan Sabbagh.


En aquella ocasión, el jurado calificó el proyecto ganador como “absolutamente notable, muy polémico y radical, tomando prestados elementos exteriores, el pueblo y el lago”.


“No solo se materializa un largo camino que inició la Corporación de Adelanto de Panguipulli hace unos años, llamando a un Concurso Público que organizamos como AOA y que ganaron tres jóvenes arquitectos de la Universidad de Chile, sino que además se hace realidad un espacio para la cultura en la región de Los Ríos, con una propuesta innovadora en madera y se demuestra, una vez más, que los concursos públicos son la mejor manera de obtener buenos proyectos para edificios de uso público como lo es en este caso. Panguipulli estará en el mapa cultural no solo del país, sino que de América Latina, esperando más de 100.000 visitas al año”, sostuvo Yves Besançon.



Fotografías de Leonardo Quinteros