• AOA

Víctor Lobos: Chile es un país minero con una experiencia en excavaciones profundas que hay que usar



El arquitecto estuvo presente en el seminario online “Oportunidades y desafíos del espacio subterráneo”, organizado por el Comité de Túneles y Espacios Subterráneos de Chile (CTES), la Cámara Chilena de la Construcción (CChC), el Consejo Políticas de Infraestructura (CPI) y la Asociación de Oficinas de Arquitectos (AOA), que se enfocó en exponer diversos proyectos que se han desarrollado subsuelo y su proceso de construcción.


Armando Olavarría, Vicepresidente de CTES, fue el encargado de dar la bienvenida a los asistentes, destacando que “esta asociación comenzó a inicios de este año y tiene como objetivo promover el uso de estos espacios para mejorar la calidad de vida, el uso urbano y usos industriales”. Asimismo, puso énfasis en la importancia de la difusión de los usos del espacio subterráneo, hacer un catastro de este tipo de sitios y diagnosticar cómo puede impulsarse su uso.


Campus Rector Ernesto Silva Bafaully


La mesa de Espacio Subterráneo tiene como objetivo promover e impulsar el uso de este tipo de extensiones, además de destacar sus virtudes y potencialidades como una alternativa para la calidad de vida y el desarrollo urbano. En este marco, Víctor Lobos, arquitecto asociado a AOA, presentó la ponencia “Oportunidades del Espacio subterráneo, Universidad del Desarrollo”, con los detalles del proyecto Campus Rector Ernesto Silva Bafaully.


Lobos comenzó describiendo las particularidades del emplazamiento que desde hace dos décadas, cuando se concibió como proyecto, consideró el aprovechamiento del subsuelo, atendiendo la limitación del espacio para su crecimiento.


Explicó que el masterplan de la obra planteó que los espacios subterráneos estarían en igualdad de jerarquías dentro del campus. En veinte años, sostuvo, el proyecto ha acompañado la evolución del campus, en una relación donde las áreas en superficie y en subsuelo están enlazadas, cuentan con habitabilidad, confort y donde las zonas subterráneas nunca pierden contacto con lo que ocurre en el exterior.


En su alocución, presentó detalles del campus donde se han desarrollado espacios exteriores bajo la cota del terreno, en distintos niveles que van relacionando e integrando las nuevas obras, siempre en relación con el exterior a través de lucarnas o patios.


Ventajas del subsuelo


Al ser consultado sobre la accesibilidad de este tipo de espacios, Lobos recalcó que “es un punto que tuvimos en cuenta y lo logramos a través de ascensores y rampas que no solo ponen los lugares al alcance de todos, sino que lo hacen de una forma más fácil y cómoda”.


Por otro lado, el profesional recalcó que “justamente siendo un país minero, tenemos mucha tecnología que ha evolucionado muy rápido sobre cómo trabajar con excavaciones profundas y eso es un know how que tenemos que aprovechar cuando se pueda, ya que cada tipo de suelo es diferente”. Asimismo, detalló que “es una muy buena alternativa para grandes proyectos. En la actualidad todas las grandes obras tienen problemas ambientales y nadie quiere un edificio gigante al lado de su casa. Para estos casos, la alternativa del subsuelo es más viable. Si podemos mitigar construyendo bajo tierra, creo que es un futuro que Chile debería explorar donde el terreno lo permita, considerando todas las mejoras en su habitabilidad logradas hoy en día”.


En el encuentro además se dieron a conocer el proyecto subterráneo Escuela Mina Planta Chancón, expuesto por Constanza Espinoza, gerenta de proyectos y Cristián Cáceres, director alterno; y el barrio cívico de la mina Chuqui, presentado por Tomás Leaño, gerente de ingeniería Chuqui Subterráneo y VP Codelco.