• AOA

PAU 2021 premió a proyectos por su aporte a la comunidad y conexión con el territorio

El 25 de noviembre pasado fueron entregados los reconocimientos del Premio Aporte Urbano (PAU) 2021, que en su séptima versión consolida la distinción que hace a aquellas iniciativas que otorgan valor a la ciudad y a sus habitantes.


Durante el período de la convocatoria, los organizadores del PAU se trasladaron a lo largo del país, revisitando proyectos premiados en años anteriores. Cada uno de esos espacios fue distinguido con una placa conmemorativa que visibiliza el aporte que entrega a la comunidad.


Este año, 70 proyectos postularon a las distintas categorías del PAU, 15 de los cuales fueron nominados y 5 resultaron ganadores en las siguientes categorías:

  • Mejor proyecto inmobiliario de densificación equilibrada.

  • Mejor proyecto de integración social

  • Mejor proyecto de equipamiento o edificio de uso mixto

  • Mejor proyecto de espacio de uso público, en escala comunal y escala barrial

  • Mejor proyecto de regeneración o rehabilitación urbana

Los PAU son entregados en un modelo de colaboración público-privada en el que participan el Ministerio de Vivienda y Urbanismo, el Consejo Nacional para el Desarrollo Urbano, la Asociación de Desarrolladores Inmobiliarios, la Asociación de Oficinas de Arquitectos, el Colegio de Arquitectos y la Cámara Chilena de la Construcción.


Para Cristóbal Prado, Director del PAU, el objetivo es reconocer y celebrar los buenos proyectos. “Es bueno decir que hubo cariño y pasión por un proyecto, destacamos las buenas noticias, no las malas. Hay que pensar que inmobiliarias, constructores, arquitectos, en virtud de una norma existente, en conversación con las autoridades y las comunidades, pueden lograr proyectos maravillosos”.


El Ministro de Vivienda y Urbanismo, Felipe Ward, destacó que “como Ministerio tenemos el convencimiento de que cuando todos los actores de la sociedad, en este caso, público y privado, trabajan en conjunto para el diseño y desarrollo de proyectos innovadores y de altísimo estándar, se logran cosas muy buenas que van en beneficio directo de las personas. Este tipo de iniciativas apuntan precisamente a eso, a reconocer la excelencia de proyectos que aportan en llevar los barrios y los espacios públicos a las comunidades, sobre todo en los sectores que más necesitan de ellos. Eso es también hacer integración social”.

Por su parte, la Presidenta de la Asociación de Oficinas de Arquitectos de Chile (AOA), Mónica Álvarez de Oro, aseguró que “es un honor apoyar, una vez más, la organización de los premios PAU, una iniciativa que no solo reconoce el trabajo de nuestros colegas a lo largo de Chile, sino que por sobre todo, incentiva a que los proyectos arquitectónicos que se desarrollen sean un aporte real y de calidad a las ciudades del país e impacten positivamente en sus habitantes", sostuvo.


Los proyectos fueron cuidadosamente elegidos por un jurado que analizó cada una de las características de las iniciativas. La Presidenta del Colegio de Arquitectos, Jadille Baza, afirmó que “los proyectos ganadores van en la línea de una arquitectura sencilla, que levanta opciones para un mejor vivir, conectada con el territorio y que valora el patrimonio, lo que se conecta con nuestra búsqueda de ciudades armónicas, equilibradas e integradas. Estamos muy conformes con estos resultados y esperamos que inspiren a otros arquitectos y arquitectas a seguir con esos enfoques que nos ayudan a la construcción de un país más justo, más equilibrado, tanto en lo social como en lo territorial”.


En la misma línea, el Presidente del Consejo Nacional de Desarrollo Urbano, Sergio Baeriswyl, destacó que “además de la alta participación, valoramos que esta nueva edición premió proyectos que asumen el compromiso de repensar la ciudad, promoviendo la regeneración urbana, respeto de los entornos y rehabilitación de espacios públicos para la comunidad. Este galardón representa la generación de activaciones potentes en una ciudad, acordes a los principios de la Política Nacional de Desarrollo Urbano, que busca entre sus principios la participación activa de la ciudadanía y corresponsabilidad de todos los actores en la planificación urbana y promoción de la integración social”.


PAU 2021


Los proyectos ganadores de la séptima versión del PAU son los siguientes:


Categoría Mejor Proyecto Inmobiliario de Densificación:

Plaza Activa Zenteno a cargo de Inmobiliaria Activa y ejecutado por Galco Ingeniería y Construcción, REC Arquitectos y Felipe Errázuriz. Ubicado en el corazón de Santiago –en la esquina entre calles Zenteno y Copiapó-, propone una nueva mirada a la forma de hacer ciudad, transformando el sector a través de la entrega de un espacio público nuevo, que fomenta el sentido de comunidad y barrio, y pone en valor el contexto histórico.


Categoría Mejor Proyecto de Integración Social:

Barrio Maestranza Ukamau

Se trata de una obra encargada por el comité de pobladores Ukamau y Serviu Región Metropolitana a la constructora Loga/OVAL, a cargo de los arquitectos Cristián Castillo, Emilio Becerra y Pamela González. Este proyecto destaca por haber sido levantado por un grupo de familias organizadas, quienes durante décadas vivieron en difíciles condiciones, tomas de terrenos o hacinamiento.


Categoría Mejor proyecto de equipamiento o edificio de uso mixto:

Centro Comunitario y CESFAM Matta Sur

Proyecto encargado por la Ilustre Municipalidad de Santiago a la constructora Boetsch S.A. y a la oficina Luis Vida y Arquitectos. Se trata de un complejo que cuenta con múltiples usos, desde el sanitario hasta el comunitario, pasando por administrativo y de atención ciudadana.


Categoría Mejor Proyecto de Espacio de uso público:

Proyectos Componente urbano/Programa para Pequeñas Localidades - Til Til.

Se trata de un conjunto integral de proyectos de mejoramiento y rehabilitación de diversos tipos de espacios públicos locales, con los que se busca consolidar un circuito continuo entre su centro cívico y su centro fundacional, mediante una secuencia de espacios de desplazamiento y permanencia.


Categoría Mejor Proyecto de Regeneración o Rehabilitación Urbana:

Palacio Pereira y Reposición de edificios del CMN y (ex) Dibam.

Los arquitectos Cecilia Puga, Paula Velasco y Alberto Moletto propusieron y desarrollaron tres grados de intervención: en primer lugar, la recuperación y consolidación de las zonas dañadas que constituyen el universo simbólico del Palacio. Luego, la recuperación de los salones sur y oriente, que acompañan las fachadas en los primeros dos niveles, reconstruyendo las partes faltantes y dejando algunos de los antiguos salones en su condición de ruina. Y, por último, la fabricación de estructuras nuevas, realizadas con la construcción de pilares de hormigón armado, elementos de esbeltos y ligeros que representan un entramado de andamios.