• AOA

Opinión - ¡El patrimonio nos hace bien!

Una radiografía a lo más representativo de la cultura chilena está recorriendo 100 ciudades de Chile. Se trata de la exposición itinerante «Visito Mi Historia» de Fundación Futuro que por segundo año consecutivo y con temas renovados desembarcó en la Plaza de Armas de Copiapó, donde se puede ver hasta el 25 de noviembre.


¿Por qué la muestra incluye lo mejor de nuestra artesanía? Dejemos que hable Gabriela Mistral: «hombre esencial de las democracias de cualquier tiempo», así llamó nuestra Premio Nobel a los artesanos y artesanas, que a través de su trabajo diario, pausado y silencioso, nos enorgullecen. Ahí están a lo largo y ancho de Chile: la textilería de los aymaras, la cerámica negra de Quinchamalí y la santería chilota. En la Región de Atacama, destacan en Freirina las recreaciones de la artesanía diaguita y en Totoral la artesanía en cuero, piedras y totora, elemento propio del lugar.


A través de la arquitectura patrimonial, también podemos hojear nuestra historia. La Casa de los hermanos Matta (que acoge al Museo Regional de Copiapó) nos recuerda a estos ilustres copiapinos que destacaron en la literatura, la minería y la política. De paso, esta vivienda nos habla del espectacular desarrollo urbano que alcanzó la ciudad. La antigua Estación de Ferrocarriles de Copiapó (también Monumento Nacional) nos traslada a mediados del siglo XIX, cuando se convirtió en la primera ciudad del país en contar con un ferrocarril y se hizo conocida como la capital minera de Chile.


Otro tema que aborda la exposición son los «patiperros», extranjeros ilustres que han vivido o han viajado por Chile. Allí están: Pedro de Valdivia junto a Inés de Suárez, el jurista venezolano Andrés Bello, el dibujante «Lukas», el sacerdote belga Gustave Le Paige y el científico francés Claudio Gay que pasó por Huasco (nos lo demuestran las paginas de su «Atlas de la Historia Física y Política de Chile»).


Sin duda, esta selección quizás antojadiza, pero cercana y cotidiana, nos adentra en el «alma» de Chile y sus regiones. Recorran, lean y gocen la muestra «Visito Mi Historia», porque, a fin de cuentas, el Patrimonio no sólo nos hace bien, también nos permite tener referencias de lo que somos, nos une como ciudadanos y fortalece nuestro sentido de pertenencia.


Magdalena Piñera Echenique

Directora Fundación Futuro

Fuente: El Diario de Atacama