• AOA

Ignacio Hernández: “AOA ha crecido mucho institucionalmente y hoy es un referente”

Desde 2012 el arquitecto Ignacio Hernández, formado en la Universidad de Chile y presidente de Archiplan, pertenece al directorio de la Asociación de Oficinas de Arquitectos, donde se ha desempeñado como director, vicepresidente, presidente y past president.


Incansable en el objetivo de trabajar por mejores ciudades y territorios, siempre promoviendo y fortaleciendo el valor de la arquitectura y el urbanismo en la sociedad, es figura habitual en el trabajo estratégico que realiza AOA.


Con palabras de agradecimiento para todos quienes han colaborado en la consolidación de AOA y relevando el intenso trabajo que ha significado la estructura de comités que hoy canaliza el avance del gremio, realiza un balance de su paso por la asociación ad portas de las elecciones que renovarán parte del directorio.


¿Cómo evalúas tu período como presidente en AOA? ¿Cuál fue el mayor desafío?


Muy positivamente, no por destacar mi labor en particular, sino por el gran trabajo que el directorio y el de los asociados que colaboran con nuestros comités, así como el de nuestro excelente staff.


AOA ha crecido como institución sostenidamente desde su fundación con el generoso apoyo de los directores y miembros de los comités, así como de todos los demás asociados.

El mayor desafío fue, sin duda, responder a las expectativas y al mandato de quienes me eligieron; en mi caso, a todos los asociados que votaron por mí en el proceso en que me presenté a reelección como director, pues obtuve primera mayoría, así como al mandato del nuevo directorio de ese período, ya que también renovó unánimemente mi presidencia.


Diría también que fue un desafío consolidar la estructura de comités que definimos el año 2017, tras un proceso muy profundo de planificación estratégica para el período de cinco años que culmina este fin de año. Destaco durante este período:

  • La notable producción del Comité Editorial con sus seis números de revista, el anuario de ese período y el libro que conmemora los 20 años de AOA.

  • La silenciosa pero muy valiosa acción permanente del Comité Normativo en búsqueda de mejores marcos regulatorios para nuestra profesión, fundamentales para nuestro ejercicio.

  • Las maravillosas Misiones Tecnológica e Histórico Cultural organizadas por nuestro Comité de Globalización.

  • La persistente mejora de nuestra presencia en medios lograda por nuestro Comité de Comunicaciones.

  • Los ciclos de charlas formativas y de conferencias de gran nivel y convocatoria organizadas por el Comité de Asociados & Servicios.

  • Los concursos que durante este período organizó con la excelencia que lo caracteriza el Comité de Concursos.

  • La habilitación de una gran sala de cowork para nuestros asociados y la adopción de elecciones vía voto electrónico implementada por nuestra asociación.


Por último, destaco y agradezco nuevamente el inmenso apoyo de nuestro staff por su excelencia, entrega y pasión con la que ejercen sus labores.


¿Cuán diferente fue ver AOA como socio a como vicepresidente, presidente y luego past president?


La verdad es que es un proceso continuo y gradual, diría que la principal diferencia es el mejor conocimiento de los códigos gremiales, pues esa transición fue muy educativa para mi, que debutaba en estas lides, así como la cantidad de tiempo incremental que demanda cada etapa, comenzando por la de director.


Son tan entusiastas nuestros directores, nuestro staff, nuestros aso


ciados y nuestros asesores, que frecuentemente nos involucramos en muchos temas que consumen mucho de nuestro tiempo y energía, pero que a su vez nos satisfacen y realizan profundamente, tanto en la dimensión personal como profesional.


Luego de la estructuración en comités ¿Qué desafíos te representó dirigir uno de ellos?

El presidente en ejercicio tiene a cargo el Comité de Administración junto con vicepresidente, past president saliente y directora ejecutiva. Además, desde varios períodos me ha tocado presidir el Comité de Financiamiento y en ambos creo haber cumplido, pues AOA ha crecido mucho institucionalmente, es un referente obligado, diría yo, para temas gremiales, intergremiales, de globalización, relacionamiento con autoridades y muy especialmente con nuestros propios asociados, con una estructura financiera y operacional muy eficiente y sana. Creo que estos dos comités funcionan muy bien basados en el profesionalismo de nuestro staff y en el buen nombre y reconocimiento que tiene AOA.


Considerando los cambios que vivió el país y la profesión en este período: ¿Cómo crees que se adaptó la AOA a nuevas realidades?

Creo que nos adaptamos a gran velocidad y de manera muy valiosa y meritoria, sustituyendo y hasta mejorando nuestra convocatoria gracias a la adopción temprana (y anterior a la pandemia muchas veces) de las nuevas tecnologías y metodologías digitales, tales como la elección por voto electrónico, transmisión vía streaming o plataformas de comunicación. Esto ha sido ampliamente reconocido por nuestros asociados, partners, referentes y por la sociedad en general.

Por otra parte, los temas sociales nos han puesto más de manifiesto aún la importancia social de nuestro rol para hacer mejores territorios y mejores ciudades y AOA es un vehículo gremial que ha buscado y respondido siempre en esta función.



¿Qué experiencias te gustaría destacar de este período?

Difícil elegir solo algunas, pero destacaría las Misiones Tecnológicas en general y en particular a la que me tocó asistir como presidente a Escandinavia, visitando Copenhague, Oslo y Estocolmo; la calidad de oficinas que nos recibieron y la experiencia irreemplazable para los arquitectos de conocer y experimentar en terreno siempre será insuperable.


¿Cuáles son tus planes en relación con AOA, luego de cumplir tu período?

Seguiré el buen ejemplo de mis predecesores más inmediatos como Yves Besançon y Pablo Larraín, o de quien me acompañó como vicepresidente, Juan Sabbagh, esto es, seguir colaborando con la disciplina de la arquitectura y el urbanismo y con nuestra sociedad, lo que en lo personal he podido satisfacer como vocación muy intensamente a través de AOA.