• AOA

DECLARACIÓN PÚBLICA AOA: HACIA LA RECONSTRUCCIÓN

Las tensiones que se desarrollan en muchas de nuestras ciudades a consecuencia de crecimientos acelerados, así como las demandas insatisfechas que no hemos sabido como sociedad resolver satisfactoriamente, se han expresado dolorosamente en estos días, con un desborde de violencia y destrucción que nos abruma y entristece.


Las ciudades, sus edificios y el espacio urbano que la conforman, son simultáneamente el escenario y la representación física de nuestra sociedad; son los lugares donde transcurren nuestras vidas, las que se han visto afectadas intensamente por los recientes acontecimientos.


El Metro, por citar un ejemplo en la capital, es muy relevante para la integración de nuestra sociedad. Es, quizás, la expresión más democrática de nuestra infraestructura urbana, pues conecta de manera segura y confiable, como ningún otro medio de transporte masivo lo hace, a la ciudadanía.


Cuando dañamos edificios e infraestructura pública o privada, dañamos simultáneamente a nuestra propia sociedad, nuestra convivencia y nuestra democracia. Cuando reconstruimos edificios e infraestructura pública, contribuimos además a mejorar nuestra salud social.


Los arquitectos estamos formados vocacional y profesionalmente para crear y construir espacios habitables, mayoritariamente en ciudades, puesto que el 90% de nuestra población es urbana. Procurar la verdad, belleza y el servicio a la comunidad dice nuestro juramento. Por eso, hago un llamado a ponernos a disposición de las instituciones y la comunidad para colaborar en el proceso de reconstrucción.


Debemos aportar nuestro conocimiento y disciplina para restaurar lo dañado, tal como hemos hecho muchas veces a causa de desastres naturales. Hoy el desafío es distinto y mayor, estamos llamados a levantar también la infraestructura, los espacios y edificios que representan los símbolos de nuestra convivencia y de nuestra salud social, no solo desde la dimensión profesional, sino también desde la dimensión política, porque la Polis representa también la identidad política, cultural y ciudadana de nuestra sociedad.


Lee la declaración que firma Ignacio Hernández, presidente de la Asociación de Oficinas de Arquitectos (AOA), aquí.