Errázuriz anuncia cambios al plan regulador y evalúa nuevas medidas por Costanera Center

17 enero, 2013

—La presentación de su equipo de trabajo -que incluye varias unidades nuevas- sirvió a la alcaldesa de Providencia, Josefa Errázuriz para detallar los ejes de trabajo para la comuna y, particularmente, despejar la incertidumbre respecto de los futuros permisos de edificación. Junto con informar la realización de dos auditorías externas -una financiera y otra de gestión- a la anterior administración liderada por Cristián Labbé, Errázuriz sostuvo que durante el primer semestre se trabajará en cambios al plan regulador para Providencia que se enfocará en la protección de barrios patrimoniales.

Sin embargo, descartó que se solicite al Ministerio de Vivienda la suspensión de los permisos de construcción para la comuna, tal como sí requirió su par de Santiago, Carolina Tohá para el sector Matta-Franklin.

“No tenemos previsto un congelamiento para los próximos tiempos, lo que vamos a hacer es estudiar el plan regulador y seguramente pedir seccionales que permitan el resguardo del barrio”, explicó Errázuriz.

¿Qué zonas están en la mira? “Queremos proteger por ejemplo Bellavista que es una zona que lleva mucho tiempo en el consejo de monumentos y ahí hay que hacer un nuevo proyecto para resguardarlo, el barrio Las Flores que es materia de preocupación, el barrio Vaticano Chico”, entre otros, detalló. A ese listado se suma el barrio Italia-Santa Isabel, también en la mira de la autoridad comunal por el alza de los arriendos residenciales debido a la mayor actividad comercial en la zona. En esa línea, el Secretario de Planificación del municipio (Secpla), Nicolás Valenzuela, agregó que no se solicitará el congelamiento ahora porque “queremos ser cuidadosos, porque entendemos que al hacer anuncios con las cosas no completamente definidas se genera una serie de incertidumbres tanto entre los vecinos como en el mundo de quienes invierten”.

Valenzuela aseveró que se quiere evitar “avalanchas de permisos de edificación, donde los proyectos están hechos a la rápida, donde una serie de lugares que se querían proteger, terminan siendo arrasados porque no alcanzan a ser protegidos”.

Adelantó que se dialogará tanto con la ciudadanía como con las empresas inmobiliarias. “La conservación de barrios no se hace sólo por decreto: no es cosa de congelar y que se mueran los barrios, queremos una mejor calidad de vida, pero también que se invierta”, advirtió tajante.

Entre las modificaciones, también está considerado el cambio de nombres de algunos hitos de la comuna, incluyendo la Avenida 11 de septiembre al original, Nueva Providencia, lo que se hará con consulta “al Consejo de la Sociedad Civil y el Concejo Comunal”, enfatizó Errázuriz, aún cuando dicha decisión no tiene fecha.

COSTANERA CENTER. Respecto de las medidas de mitigación vial solicitadas a Cencosud por la construcción del edificio Costanera Center ante el potencial caos que se produciría cuando el edificio esté plenamente operativo, Errázuriz señaló que están en proceso, pero que se debe esperar.

“No están todos los estacionamientos habilitados y por lo tanto, nos estamos preparando para cuando venga esa avalancha de vehículos que creemos que va a venir. Hay 22 medidas que las pidieron desde el nivel central, más 14 que pidió la administración anterior: eso se está llevando a cabo, una vez que nosotros vayamos viendo las etapas podremos llegar a una conversación con el privado”.

En todo caso, reiteró sus cuestionamientos. “Lo dijimos en campaña, nos parecen insuficientes pero tenemos que estudiarlo para anunciar medidas adicionales, el municipio está trabajando en eso”, aseveró.

Fuente: Pulso