Aumentan bancos que ven mayores restricciones para créditos a constructoras e inmobiliarias

11 abril, 2013

La preocupación por una eventual burbuja en el mercado inmobiliario mostrada por el Banco Central durante el año pasado parece estar pasando la cuenta a personas, inmobiliarias y constructoras.

Según la encuesta de crédito del Banco Central para el período que abarca los tres primeros meses del año, un 42% y 58% de los bancos encuestados reportan condiciones más restrictivas para la oferta de créditos a empresas inmobiliarias y constructoras, respectivamente. Esto se compara con niveles de 25% y 16,7% en el sondeo de diciembre de 2012.

“Los bancos consultados atribuyeron estas mayores restricciones a una atenuación de las perspectivas sobre el entorno económico del sector inmobiliario, como también a un aumento en el riesgo de crédito de clientes inmobiliarios, implicando un aumento del spread sobre el costo de fondo del banco, mayores requerimientos de garantías y restricciones al porcentaje máximo de los proyectos a financiar”, señaló el instituto rector en un comunicado.

Oferta a personas

Por otro lado, la oferta de créditos de consumo e hipotecarios para la vivienda se restringió, según el 38% y 31% de los bancos consultados, respectivamente.

Los bancos, informó el Central, señalaron que la mayor restricción en los créditos a personas se relaciona con la percepción de aumento en el riesgo de no pago de los clientes, ”siendo esta condición más relevante para los créditos de consumo”.

Lo anterior se traduce, 
para ambos segmentos del crédito, en spreads más restrictivos y aumentos en los estándares mínimos asociados al credit scoring, informó el Central.

Junto con ello, también se han implementado restricciones al porcentaje del total del ingreso que representa el dividendo.

Señales de menor demanda

A su vez, la preocupación por una eventual burbuja también habría alcanzado a los consumidores. De acuerdo a la encuesta del Banco Central, “se observan señales de una menor demanda de créditos por parte de los hogares, tanto para fines de consumo como para adquisición de viviendas”.

Según el sondeo, un 33% de los bancos encuestados señala que la demanda por créditos de consumo se debilitó durante el primer trimestre de 2013, mientras que sólo un 13% considera que se fortaleció.

Por su parte, en el caso de los créditos hipotecarios la percepción sigue siendo al alza en cuanto a la demanda: la encuesta señala que un 39% de los bancos considera que se fortaleció, mientras que un 31% de ellos que se debilitó en el período.

En cuanto a los créditos comerciales, el sondeo muestra que la demanda se ha mantenido estable. Mientras un 71% de los bancos señala esta condición para las grandes empresas y un 64% en el caso de las PYME.

Fuente: Diario Financiero